Martes, 10 Mayo 2022 14:09

Especialistas internacionales se reúnen en la UCO para avanzar en la promoción del aprendizaje social y emocional en las escuelas

Escrito por UCC+i
Integrantes del proyecto BoosT, frente a la fachada del Rectorado de la Universidad de Córdoba. Integrantes del proyecto BoosT, frente a la fachada del Rectorado de la Universidad de Córdoba.

Una veintena de personas expertas de España, Polonia y Noruega se reúne en el Rectorado para avanzar en el desarrollo de nuevos enfoques innovadores en la enseñanza en el marco del proyecto Boost


El proyecto de investigación Boost, cuyo objetivo principal es crear un enfoque innovador para fortalecer las habilidades sociales y emocionales en los centros educativos y promover la salud mental y el bienestar del alumnado, celebra esta semana una reunión en la Universidad de Córdoba para continuar avanzando en la consecución de sus metas.


Desde hoy y hasta el próximo 12 de mayo se abordará la implementación de una propuesta de intervención sobre aprendizaje social, la evaluación de la efectividad y del impacto de la misma o su viabilidad económica. Del mismo modo, se organizarán talleres en los que se pondrán sobre la mesa los retos que aún quedan por abordar y las propuestas de trabajo en el futuro


Financiado por la UE dentro de los proyectos europeos de investigación del Horizonte 2020, en el proyecto Boost participan diferentes entidades como la Universidad de Córdoba a través del Laboratorio de Estudios sobre Convivencia y Prevención de la Violencia (LAECOVI), la Akademia Wychowa Fizycznego de Poznan (Polonia), el SINTEF (organismo de investigación ubicado en Noruega) las municipalidades de Modum, Viken y Buskerud (también de Noruega) y la European Regional and Local HealthAuthorities, EURIGHA. Además, cuenta con el asesoramiento de un panel de personas expertas de reconocido prestigio internacional, que forman parte de entidades públicas relacionadas con la investigación y la salud.


Sobre el proyecto Boost


A través de una investigación cualitativa y de una revisión profunda de las políticas educativas en los tres países implicados en el proyecto (España, Polonia y Noruega), así como de la literatura relativa al aprendizaje socio emocional y los programas existentes en esta materia, el equipo investigador ha desarrollado diferentes propuestas de intervención en los centros educativos. Entre ellas, destaca la necesidad de continuar implementando programas en los centros educativos que promuevan el aprendizaje social y emocional, no solo del alumnado, sino de todas las personas implicadas en la educación. Pero este enfoque, explica Rocío Luque, investigadora del Departamento de Educación de la UCO, “pretende ir más allá de los programas de aprendizaje socioemocional: y que sean las escuelas quienes trabajen activamente en la construcción de estos aprendizajes, analizando la situación de cada una de ellas y adaptándose a las necesidades concretas que se generen en su entorno”.


Además, los estudios realizados hasta ahora indican "la necesidad de reforzar los aprendizajes sociales y emocionales de niños y niñas en las escuelas, dado que el contexto educativo es uno de los espacios fundamentales en los que los menores interactúan con otras personas" explican los integrantes del proyecto Boost, que se puso en marcha en 2018. Algo que, según han comprobado, se ha puesto aún más de manifiesto tras la situación generada por la pandemia del COVID-19. Por ello, aunque el proyecto tenía prevista su finalización en 2022, la UE ha certificado la continuación del trabajo hasta junio de 2023.

Visto 707 veces