Jueves, 09 Junio 2022 08:51

PROYECTO LIFE SCRUBS NET | El matorral, elemento a valorar para la regeneración de la dehesa

Escrito por UCC+i
Miembros del equipo partipante en el proyecto Miembros del equipo partipante en el proyecto

El proyecto europeo LIFE ScrubsNet, en el que participa la UCO, trabaja en la conservación de la vegetación y la mitigación del cambio climático


Se calcula que el 70% de las dehesas tiene problemas de regeneración natural. Esto se traduce en que su futuro está comprometido tanto por la muerte progresiva de los árboles más longevos, como por graves problemas que afectan a la arboleda, como es el caso del síndrome de la seca y el cambio climático.


El matorral se perfila, según los expertos, como un elemento a estudiar como vertebrador en el equilibrio de la dehesa, puesto que su desaparición dificulta la regeneración de la arboleda y reduce la variabilidad de la dieta del ganado ramoneador, que dirige su atención a los renuevos de la arboleda.


En este contexto, nace el proyecto LIFE ScrubsNet con el objetivo de trabajar conjuntamente en la regeneración y mejora de la dehesa y de su biodiversidad. Once socios europeos pertenecientes a universidades y centros de investigación de Italia, Portugal y España, y coordinados por la entidad extremeña Innogestiona Ambiental, se han unido para estudiar cómo manejar de la mejor manera posible la presencia puntual de matorral en la dehesa, por ser un elemento esencial para la conservación y el equilibrio del agroecosistema.


En este proyecto, la Universidad de Córdoba es la encargada de evaluar el manejo del pastoreo en la gestión de este matorral, en qué épocas se debe pastorear y qué beneficios puede aportar a la dieta y la sanidad del ganado. Además, el grupo cordobés integrado por las investigadoras Nieves Núñez y Cristina Arce, y los investigadores Manuel Sánchez, Cipriano Díaz, Pablo Rodríguez y Vicente Rodríguez-Estévez, estudia las posibilidades de promover puntos o islas de matorral en zonas degradadas o con peores suelos, buscando la contribución del matorral al equilibrio del ganado y al agroecosistema. El coordinador del proyecto en la UCO, Vicente Rodríguez, explica que entre esos beneficios del matorral destacan "sus principios activos antiparasitarios, su valor forrajero o su producción de frutos forestales para la alimentación de las aves insectívoras en invierno, que ayudan a controlar las plagas de la arboleda el resto del año".


Este grupo de investigación, que pertenece a la Cátedra de Producción Ecológica Ecovalia-Clemente Mata, continúa con una línea de trabajo del Departamento de Producción Animal de la UCO, que viene demostrando "el papel del ganado y su gestión en el equilibrio de la dehesa". Y es que, según destaca Rodríguez, "sin ganadería no hay dehesa", por tanto, la ganadería "debe manejarse con criterios de sostenibilidad, buscando un sistema con un balance de carbono negativo y que predomine el secuestro de carbono sobre las emisiones, algo que ya venimos constatando desde otros proyectos". En este sentido, "debemos elevar la ganadería extensiva a otra dimensión más allá del hecho productivo, y darle el protagonismo que se merece en la conservación de la dehesa y el medio ambiente", apostilla el coordinador del proyecto.


LIFE ScrubsNet que se inició en diciembre de 2021 y tiene una duración de cinco años, abarcará evaluaciones de la gestión ganadera, estudios de las especies arbustivas y propuestas de políticas agrarias, como la errónea aplicación española del CAP (Coeficiente de Admisibilidad de los Pastos), que penaliza la presencia del árbol y del matorral de regeneración en las ayudas de la PAC (Política Agraria Comunitaria).


Formar parte de este proyecto por parte del equipo cordobés supone avanzar en el estudio de la dehesa, en lo que también trabajan otros grupos de la UCO.


El proyecto “LIFE ScrubsNet”, “Revitalizing semi-arid extensive farming habitats through the sustainable management of their associated scrubs areas” “Grant Agreement number” LIFE20 NAT/ES/000978, está financiado por la Unión Europea a través del Programa LIFE (Programme for the Environment and Climate Action).

Visto 846 veces